Para Conectando Mundos del IES La Marina. Cantabria

CONCLUSIÓN ENTREVISTa

Realizamos un trabajo de entrevistas en el lugar donde está el nstituto para ver que opinaban y que acciones tomaban ante la crisis climática, preguntamos a gente de diversas edades. Hemos querido pegar las imágenes pero no nos cabían, no nos dejaban subirlas. Aquí están algunas conclusiones.

 

Al realizar las entrevistas me he dado cuenta de que dependiendo de la edad de las personas la perspectiva en la que se ven las cosas es de manera diferente. Por ejemplo, las personas jóvenes son menos conscientes de los problemas por los que está pasando el planeta actualmente. Sin embargo, las personas adultas están más puestas al día sobre la gravedad del asunto, aunque muchas personas intentan maquillar sus actos, ya que realizando esta pequeña entrevista me he dado cuenta de que las personas intentamos aparentar muchas cosas, pero luego no las cumplimos.

Por ejemplo, cuando estaba entrevistando a una señora, ella aseguraba reciclar en la tienda en donde trabajaba, llevando los alimentos a puntos en donde los productos que no eran comprados por la gente podían llevarse a sitios donde las personas que no tuviesen los recursos para comprarse alimentos, pudiesen adquirirlos. Esto no pongo en duda, que lo harán la mayoría de las veces, yo misma me quedé maravillada al escucharlo, pero poco después vi a esa misma persona tirar algunas bolsas a un contenedor orgánico. A esto me refiero con que muchas veces no somos honestos con los demás, pero sobretodo no lo somos con nosotros mismos, lo importante es darse cuenta e intentar cambiarlo a mejor.

Respecto a las personas de tercera edad, hay mucha variedad. Muchos de ellos se preocupan y son respetuosos con el medioambiente ya que desean que sus nietos o las generaciones venideras tengan un planeta sano, tal y como ellos lo encontraron. Sin embargo, otros dicen que ellos no reciclan ni toman ninguna medida para prevenir la contaminación ya que en su época tampoco se les inculcaba esas medidas para parar la contaminación y ahora dicen que ya no van a aprender a cómo hacerlo ya que ellos tampoco contaminan mucho.

Mi opinión respecto al tema, es que nunca es tarde para aprender y menos para aprender algo bueno y que nos ayuda a todos. Además, para todas esas personas que sientan vergüenza de contar si realizan o no actividades para la prevención de la contaminación del planeta, que sepan que no pasa absolutamente nada por decir la verdad, lo importante es que se den cuenta si esa verdad es la más adecuada o la correcta, que aprendan y que se esfuercen por cambiarla a mejor.

Carlota