CONSECUENCIAS DE LA VULNERACIÓN DE LOS DERECHOS SOCIALES

Nuestra Señora del Socorro

Lo primero que nos preguntamos es si todos en este mundo entendemos lo mismo por derechos sociales. Creemos que no. Social significa de todos y  si algo que es de todos lo pagamos entre todos por qué hay que volverlo a pagar de forma individual ¿para que se enriquezcan unos pocos?

Cuando un gobierno elimina servicios públicos, deteriora el país al que gobierna porque debilita a su población y genera desigualdad entre sus habitantes. Sólo podrán acceder a sanidad, a vivienda, a educación de calidad aquellos habitantes que puedan pagar los servicios eliminados, de una forma privada. Las famosas políticas de austeridad llevan al país al empobrecimiento.

¿Por qué no son austeros los bancos, o los directivos de bancos?

¿Por qué no son austeros los propios gobernantes?

¿Por qué consienten la corrupción y se respaldan en la presunción de inocencia?

Cuanto más se recorta con la excusa de la austeridad, más se empobrece el país. Si no hay servicios sociales para todos; aquellas personas que han perdido su puesto de trabajo, que deben pagar una vivienda, que deben pagar un colegio, que deben pagar unas medicinas acabarán siendo más pobres y derrumbando una sociedad que luchó por unos derechos básicos.

Estamos llamados al fracaso como sociedad si no somos capaces de proporcionar recursos sociales entre todos. Y lo más importante, apoyados, respaldados y defendidos por nuestros gobernantes.